PH de la piscina, ¿Cómo regularlo?

Mantener en buen estado la piscina no solo se trata de que se vea presentable, sino también de que no represente un peligro para la salud de los bañistas.

El agua es lo principal que hay que cuidar en una piscina ya que es lo que siempre estamos en contacto cuando nadamos y nuestra piel está expuesta a agentes externos como microorganismos.

El pH es uno de los puntos clave al momento de acondicionar el agua de la piscina ya que es el protagonista para el buen mantenimiento del agua y en la prevención de algunos problemas de salud.

Es por ello, que es de vital importancia saber cómo subir o bajar el nivel de pH de la piscina para garantizar un baño sin riesgos a la salud.

En este post vamos a explicar cómo mantener el pH de la piscina y cuando es necesario subir o bajar el pH para que el agua esté perfecta.

¿Qué es el pH y para qué sirve?

Las siglas pH significan potencial de hidrógeno y es una medida que nos indica la acidez o la basicidad del agua. Dicha medida viene determinada por el número de iones libres de hidrógeno (H+) en la sustancia.

La escala de medición del pH comprende los valores de 0 a 14; siendo 0 el más ácido, 14 el más básico y el 7 el pH Neutro.

PH de la piscina: como subir y bajarlo

El pH de la Piscina ¿Cómo lo analizo?

En una piscina se debe mantener ajustado el pH entre los valores 7,2 y 7,6. Este intervalo, además de conservar nuestras instalaciones en óptimas condiciones, es perfecto para la piel y los ojos del bañista. Es recomendable realizar análisis del agua de nuestra piscina de forma habitual para comprobar el valor de pH de nuestra piscina.

Para poder realizar esta operación se puede recurrir a los Estuches Analizadores Cloro-pH o a las Tiras Analíticas. También existen medidores digitales, así como aparatos electrónicos como los fotómetros que nos permiten analizar diferentes parámetros del agua de forma rápida y precisa.

Dustgo Medidor pH Medidor de PH digital 4 en 1 de calidad de agua,Prueba de Calidad...
  • 【4 en 1】: Conozca la calidad del agua en 5 segundos, al mismo tiempo, también puede evaluar el valor de pH, la temperatura CE, la precisión . Tamaño...
  • 【Preciso y confiable】: El rango de medición del medidor de pH es 0.00-14.00 pH, resolución: ± 0.01 pH, precisión es ± 0.01 pH. Rango de medidor...
  • 【Calibración automática】: La pluma PH tiene calibración automática, la calibración automática de tres puntos (solo calibración de 6.86 puntos:...
HOY EN OFERTA
Quimicamp 9404 Analisis Agua, Azul
  • Kit Oto y Ph es un estuche compacto de plástico, fácil de transportar y guardar.
  • Apto para cualquier tipo de agua ya sea piscinas, spas, aguas termales, etc.
  • Contiene Ph y fluido s de prueba de cloro residual para controlar la calidad del agua.

¿Qué importancia tiene el pH en el agua de la piscina?

El pH es el agente encargado de controlar el grado de acidez del agua. Se clasifica en tres tipos: pH neutro (de 7,2 a 7,6), pH ácido (menos de 7,2) y pH alcalino (de más de 7,6).

El nivel de pH ideal es el neutro; no debe ser muy alto ni muy bajo ya que esto podría alterar la salubridad del agua e incrementar los riesgos a la salud.

Pero muchos propietarios de piscina no saben cómo subir o bajar el nivel de pH de la piscina y esto puede afectar su funcionamiento.

Riesgos de un pH muy alto o muy bajo

El pH es un punto clave para el buen funcionamiento de la piscina y para prevenir que el baño termine causándonos incómodos malestares. Es por eso que se debe permanecer en un nivel normal o neutro.

Si está en un nivel muy bajo, el agua se puede volver ácida, lo que conlleva a la irritación de los ojos y la piel.

Los materiales de la piscina también pueden verse afectados por un pH muy ácido ya que este puede ser muy corrosivo para las escaleras de metal y los desagües y desgastar los azulejos de la piscina.

Pero en caso que el pH esté en un nivel muy alto, es decir, alcalino, esto podría causar molestias en la piel como irritación y resequedad y provocando la aparición de depósitos de calcio en las paredes de la piscina.

Además que el agua puede volverse turbia y disminuye el efecto bactericida del cloro, lo cual puede causar la proliferación de las bacterias y las algas. En concreto, la piscina no estaría apta para bañarse. Estos inconvenientes pueden evitarse sabiendo cómo subir o bajar el nivel de pH de la piscina.

Causas de que suba o baje el nivel de pH de la piscina

A medida que se usa la piscina se pueden notar grandes cambios. Esto puede deberse al aumento o la disminución del pH. También existen otros factores externos que pueden causar este desnivel. Entre las causas más habituales se describen las siguientes:

Factores climáticos: es el más común. El volumen del agua tiende a disminuir cuando hay mucho sol o viento ya que estos evaporan el agua. Y a medida que esto sucede, el pH puede ir subiendo. Otra causa es que los rayos ultravioleta neutralizan el cloro, lo cual puede aumentar el nivel de pH.

Los residuos corporales de los bañistas: los fluidos corporales como el sudor, las lágrimas o la sangre, así como los cabellos también pueden provocar el aumento del pH. También las cremas protectoras pueden alterar el equilibrio del pH ya que contrarrestan el efecto del cloro.

Algunos tipos de cloro: dependiendo de su presentación, el mismo cloro puede ser también el causante de un aumento o disminución en el nivel de pH. Generalmente viene líquido, granulado o en pastillas. El líquido aporta hipoclorito de sodio, el cual puede subir el nivel de pH debido a su fuerte alcalinidad.

El cloro en pastillas contiene ácido tricloroisocianúrico, el cual provoca una disminución del pH. Mientras que el cloro granulado es el más recomendado, ya que tiene un pH equilibrado que hace el agua de la piscina apta para el baño.

Cómo nivelar el pH de la piscina 

Tener un pH en un nivel apto para los bañistas es muy sencillo. Solo debes contar con los productos correctos para conseguir que el agua esté salubre.

Se puede notar que el nivel de pH viendo el color del agua de la piscina. Cuando el pH está en un nivel normal se puede ver el agua cristalina y ver el fondo, mientras que si está muy alto o muy bajo el agua tiene una apariencia turbia y no es tan fácil percibir el bonito color de los azulejos.

Lo primero que necesitas para controlar el pH de tu piscina es un medidor de pH. Los hay electrónicos o manuales. Los electrónicos suelen ser más sencillos de usar.

Los manuales se utilizan tomando una muestra del agua y colocarle una pastilla. El color que tome el agua determinará si está alto o bajo.

Dependiendo del resultado del análisis puedes proceder a subir o bajar el nivel de pH del agua. Para ello puedes recurrir a varias sustancias químicas como el ácido muriático.

Esta sustancia es de gran ayuda para bajar el pH de la piscina. Pero no debes usar el común que se usa en fontanería. Debes comprar uno especial para el tratamiento de piscinas. Además debes ser muy precavido al usar este producto debido a su alto poder corrosivo.

Nortembio Pool pH- Minus 5 L, Reductor pH Natural para Piscina y SPA. Mejora la...
  • Nuestro reductor de pH está compuesto por ácidos orgánicos muy beneficiosos para nuestra salud. Actúa como antioxidante natural respetuoso con nuestra...
  • Indispensable para un óptimo tratamiento del agua y para evitar los problemas de desequilibrio del pH, como molestias en la piel y en los ojos de los...
  • Regula y ajusta el pH del agua de la piscina y spa de una forma natural y devuelve la transparencia al agua de la piscina y spa, respetando su salud y...

Para subir el pH de manera casera puedes recurrir a la sosa cáustica. Este químico tiene un alto poder corrosivo por lo que es recomendable diluirlo antes de agregarlo al agua de la piscina. Lo correcto es 100 gramos por 10m3 aumentan 0,1 el pH de la piscina.

HOY EN OFERTA
Nortembio Pool pH+ Plus 5 kg, Elevador Natural pH+ para Piscina y SPA. Mejora la...
  • Elevador natural de pH en formato granulado ideal para el tratamiento del agua de piscinas y spa. Actúa de manera rápida y eficaz.
  • Permite aumentar y estabilizar el pH del agua, evitando la utilización de productos tóxicos para el mantenimiento de las instalaciones de la piscina y...
  • NortemBio Pool pH+ es adecuado y recomendable para todo tipo de piscinas (cubiertas y al aire libre).

¿Por qué sube o baja el pH en el agua de la piscina?

Existen muchos motivos por los que el pH de la piscina puede subir o bajar, aunque en la mayoría de los casos, el pH de las piscinas tiende a subir. Uno de los motivos más habituales por los que el pH de la piscina cambia está relacionado con el volumen total de agua.

El sol y el viento tienden a favorecer la evaporación de agua, cosa que hace que el pH vaya aumentando a medida que el agua disminuye. Además, los rayos ultravioletas del sol aceleran la disolución de cloro, cosa que también provoca un aumento del pH.

Por otro lado, los bañistas también provocan un desajuste en los niveles de pH. Las cremas solares, sudor, lociones, restos de cabellos y la piel muerta que entra en contacto con el agua de la piscina, afectan de algún modo el cloro y la acidez del agua.

En concreto, la presencia de bañistas hace que el pH suba.

¿Qué consecuencias puede tener un pH demasiado alto?

  • Se forman escamas o incrustaciones en el agua.
  • Se crean aguas turbias o en mal estado. Huelen mal y pueden estar infectadas de microbios. Además, bañarse en aguas turbias no es adecuado para la salud.
  • Suelen generar picor en los ojos, nariz y garganta de las personas que se bañan en ella.

Cómo subir el pH de la Piscina

  • Revisa los reactivos químicos y el cloro
  • Añade sosa cáustica
  • Revisa la alcalinidad total y añade bicarbonato de sodio
  • Airear el agua para elevar el pH

Cómo bajar el pH de la piscina

Si quieres saber cómo bajar el pH de la piscina, solo tienes que medir el agua de tu piscina con frecuencia a fin de detectar si su pH es demasiado elevado. Podrás reducirlo con un aditivo químico como el ácido muriático o el bisulfato de sodio, o instalando un sistema de CO2 que mantenga un pH ideal.

PH de la piscina comoregularlo.jpg3 scaled

Recomendaciones finales

El pH es de vital importancia para un correcto cuidado y mantenimiento de la piscina. Es por ello que a continuación se mencionan algunas recomendaciones.

Es recomendable medir los valores con regularización para asegurarnos que los niveles son estables, especialmente después de una tormenta, debido a que la lluvia tiende a aumentar el pH.

Es igualmente importante comprobar los niveles cuando ha habido muchos bañistas en la piscina, ya que eso también puede alterar los valores normales.

Cuando se detecte que el pH está bajo, se debe usar un incrementador para recuperar el nivel. Del mismo modo, cuando los niveles suban demasiado, un reductor de pH corregirá su valor.

En caso de tener que corregir el valor de pH, se debe añadir el producto corrector de forma gradual y esperar unas horas antes de volver a medir su valor, siempre con el filtro funcionando.

Se debe seguir las instrucciones del fabricante y añadir la cantidad correspondiente en función del volumen de agua de nuestra piscina.

Si se está atento a los niveles de pH, se conseguirá mantener un agua en perfectas condiciones, optimizando la eficiencia del resto de productos como floculante, cloro y algicida.

Más artículos sobre el mantenimiento de piscinas

Deja un comentario